sábado, 22 de marzo de 2014

98. Caballerías

Hace ya muchos años que por las calles de nuestro pueblo, llevado del cabestro por su dueño, pasó el último mulo camino de la cuadra. Antes eran muchas las familias que tenían una yunta de estos animales para ayudarse en las faenas del campo: arar, barcinar, trillar... La llegada de la maquinaria agrícola a mediados del siglo pasado liberó a nuestros agricultores de estos duros trabajos pero, a su vez, esta modernidad borró de un plumazo estampas como las que a continuación os muestro en las fotos. También dejaron de tener sentido oficios como los de albardonero, seronero o herrador. Y poca gente sabe ya lo que eran ni para qué servían cosas como albardón, jáquima, ataharre, enjalma, cincha, tarabita, angarillas...
Ahora hay quienes tienen caballos, los crían y cuidan pero no para aprovecharse de su fuerza sino pasearse. Desde antiguo, el tener un caballo ha sido signo de poder y de dinero, por eso eran pocos los que podían permitirse ese lujo.


Miguel Veleta en la puerta de su casa.

Paquillo Ortiz (el Moro) y Juan José (el Correo)

Paco junto a su yunta de mulos

En La Lide a la vuelta del campo


Juan el Rabioso y su hija a la entrada de la cuadra.

En la moto estamos Manolo Marquitos, Antoñito y yo.
Detrás viene un hombre llevando del cabestro un mulo cargado de leña.

Diego, Paco, Manolo...

El burro era ideal para las excursiones por el campo.

Fotografía antigua (años 20)  el la que se ve un jinete sobre un caballo de magnífica estampa.

Dos yuntas arando junto a las eras, cerca del pueblo.

Paca y una hija de María Jesús la del horno.

El padre de la Magdalena y Antonio Tallón.

Heliodoro, Juan Antonio, Pepe Navas, Francisco Muñoz Sedano, Enrique Vallejo, Lucinio...
Cristóbal Valencia juega con su gato en la Plazoleta de los Muertos. Al fondo Vicente y alguien que no distingo,
apareando a los mulos

1 comentario:

  1. Hola paisanos aquí estoy para hacer mi pequeño comentario,como bien dice Paquito todo ha cambiado, muchos vecinos tenían la yunta de mulos para las tareas del campo,bien para arar, barcinar , trillar etc.Me acuerdo de pequeño, me quedaba mirando como le ponían el aparejo a los mulos, era curioso y cuando pasaban por mi calle entonces General Varela barcinando menuda polvareda que se liaba, eran otros tiempos .bonitos de recordar ,como los lateros ,para remendar, ollas,sartenes y como hacían un jarillo de lata de una lata de leche condensada y el que pasaba con unos trosos de cántaro en las manos pregonando que se arreglaban las sombrillas y creo que decia pa cuatro días locos que vamos a vivir nos vamos a divertir algo así ,era raro que al otro día no lloviera.Bueno hasta otro día ,un saludo para todos de este sauceeño.

    ResponderEliminar